Envío en 24/48H

10% DTO en tu primer pedido. Cupón: HOLASPIROSA

Spirosa Logo

-20% en toda la gama de PROTECCIÓN SOLAR NATURAL

-20% en toda la gama de PROTECCIÓN SOLAR NATURAL

Vitamina C para la cara – ¿Cómo funciona y en qué formas aplicarla?

Dic 2, 2020 | Salud

La vitamina C es un nutriente esencial, englobado dentro del grupo de vitaminas hidrosolubles, con acciones tan importantes como el freno del envejecimiento celular, el metabolismo de lípidos, la síntesis de componentes necesarios para el buen estado de vasos sanguíneos, tendones, huesos… 

Entre estos componentes se encuentra el colágeno, principal razón de que la vitamina C para la piel y la cara sea un nutriente perfecto.  

¿Cómo funciona la vitamina C para la cara?  

La función de la vitamina C para la piel de la cara se encuentra en su poder antioxidante y en la ayuda a la formación de colágeno. Dos acciones fundamentales para tener un rostro envidiable.  

El sol es el principal agente que se encarga de la oxidación celular y la piel de la cara está siempre expuesta a él. Por ello, a lo que entendemos por protección solar necesitamos añadir vitamina C para que cumpla su acción antioxidante y contrarreste la oxidación causada por el sol. Además, frena el daño que causan las radiaciones a los melanocitos, lo que puede dar lugar a manchas.  

Al añadir la cosmética de la vitamina C a la rutina facial de belleza, el rostro atenuará las arrugas y líneas de expresión. Además, las vitaminas para la cara consiguen que la piel esté mucho más hidratada, favoreciendo la absorción del resto de componentes que contenga la crema o producto cosmético. Esto es posible gracias a que promueve la síntesis de colágeno, haciendo que su acción sea mucho más completa.  

¿Cómo aplicar la vitamina C?

Hay multitud de tipos de cremas faciales con vitamina C en el mercado. Cada marca o producto cosmético tiene unas indicaciones en su modo de uso, de forma que se le pueda sacar el máximo beneficio.  

La vitamina C se podrá encontrar en forma de sérum, en crema, en concentrado… dependiendo del objetivo de cada marca. No existe una forma mejor que otra, simplemente habrá que fijarse en que tenga una concentración de vitamina C adecuada y óptima para sacarle provecho. Es posible que los sérums y concentrados se combinen con más vitaminas para la cara, no habrá problema, incluso será más beneficioso.  

A grandes rasgos, podríamos hablar de que la vitamina C debe aplicarse siempre antes que la crema hidratante o protector solar que se vaya a utilizar en los días de exposición al sol. Lo ideal que la vitamina C para el rostro se aplique tras la limpieza facial, momento en el que se favorecerá la regeneración de la piel, la síntesis de colágeno, la hidratación… 

Es posible utilizarla de la segunda década, a partir de los 20 años. En esos casos, más que para frenar el envejecimiento, será para actuar frente a manchas y para hidratar.  

Para que cumpla con sus funciones, es importante que la vitamina C esté correctamente envasada, es decir, no debe tener exposición y tener un cierre hermético. Solo de esta forma se mantendrán sus propiedades activas mientras que dure el cosmético.  

Mi Cuenta
Buscar
0
Carrito