Anís estrellado | Enciclopedia de las especias | Spirosa

Entre los tipos de anís, el anís estrellado es uno de los principales reclamos. Con sabores muy similares entre sí y prácticamente confusos al hablar de ellos, tienen su origen en distintas familias herbáceas. El anís estrellado tiene su origen en la familia Illiciaceae, mientras que el anís es un tipo de apiácea.  

¿Qué es y para qué sirve el anís estrellado?

El anís estrellado es la semilla o fruta que nos aporta la badiana o Illicium verum. Nombrado por muchos como anís estrella chino o badiana de china, ya que su mayor producción y consumo se produce en esta parte del mundo. Ahora, su expansión ha sido tal que una forma de reconocerlo es utilizando este apellido geográfico. Además, sirve para diferenciarlos del anís estrellado japonés, en este caso sin beneficio alguno para la salud ya que es un fruto venenoso.  

Cada fruto de la badiana aporta entre 6 y 12 semillas de anís estrellado. Normalmente, lo encontramos a la venta en herbolarios de plantas medicinales. La forma más habitual de consumirlo es como infusión.  

Beneficios y propiedades del anís estrellado 

Las propiedades del anís estrellado se derivan de su composición. El mayor porcentaje se corresponde con anetol, hasta un 85%. A él se le añaden otros compuestos aromáticos como el cineol, el felandreno o el linalol, una amplia variedad de aceites esenciales.  

Su consumo también nos aporta vitaminas, principalmente de tipo A y C. A ello se le añaden ciertos minerales como calcio, hierro o magnesio.  

Consumir regularmente anís estrellado nos puede aportar grandes beneficios en todos los sentidos. Algunos de los más interesantes son:  

  • Mejora en la digestión por varios aspectos. En primer lugar, la salivación creada por la intensidad de su aroma hará que favorezca la digestión del bolo alimenticio. Además, su contenido en anetol ayuda a combatir los gases, los dolores cólicos, la acidez y la gastritis.  
  • El estrés y la ansiedad se ven disminuidos al tomar infusiones con anís estrellado. Posee un efecto sedante que calma el sistema nervioso.  
  • Cuenta con capacidad expectorante por lo que ayuda a aliviar cuadros de tos y bronquitis, ayudado por sus propiedades antiinflamatorias. De esta forma se indica en infecciones respiratorias y en asma.  
  • Ayuda a resolver herpes simples que aparecen en el labio, normalmente. Su infusión estimula el sistema inmunitario y puede hacer que se actúe sobre él.  
  • Posee cierto efecto afrodisiaco, por lo que puede convertirse en un método para aumentar la libido y mejorar el apetito sexual.  
  • Tiene cierta capacidad antibacteriana. Así, es útil para resolver cuadros de infecciones urinarias, como las temidas cistitis.  
  • Es un remedio natural muy útil para aplicar sobre heridas y cortes. Será capaz de limpiar su superficie ya que es antibacteriano y actúa como antiséptico. También mejora la piel tras contusiones y hematomas.  

Aunque el anetol puede aportarnos grandes beneficios, como has podido comprobar, tomarlo en exceso puede causar intoxicaciones, sobre todo para personas con problemas de hígado. El anís estrellado no tiene mayores contraindicaciones que esa.